RSS

Variedades de soya en Santa Cruz-Bolivia

15 mar

La variedad es definida como un grupo de plantas con características distintas, homogéneas y estables. Una variedad debe presentar su propia identidad y que la distinga de las demás. La variedad y cultivar son usados como sinónimos, siendo el término cultivar derivado del inglés cultivated variety que significa variedad cultivada.

La divulgación de las variedades de soya tiene como principal objetivo, disponibilizar información a los técnicos, agricultores y empresas del sector productivo, los avances que se tiene a cada año en la tecnología varietal, mucho mas aun cuando existe el ingreso de variedades transgéncias (tolerante al glifosato) de países vecinos sin ningún historial agronómico y relativa capacidad adaptativa bajo condiciones edafloclimaticas del departamento de Santa Cruz.

1. Características principales de una variedad de soya

Las características cuantitativas como componentes de rendimiento (numero de vainas por planta, numero de granos por vaina y peso de los granos), altura de planta, y productividad, son las variables mas consideradas al momento de la selección de variedades, siendo las mas influenciadas por el manejo. Sin embargo, no debemos olvidarnos de considerar otros atributos de similar importancia como ser el hábito de crecimiento, la resistencia al acame, resistencia a enfermedades e insectos y el ciclo a maduración.

Habito de crecimiento

El hábito de crecimiento es una de las características más importante a considerar en una variedad, el cual pude dividirse en tres tipos (IPNI 2009):

Tipos de crecimiento en soya

1)    Variedades con crecimiento determinado: En estas variedades, luego de que se inicia la floración, el tallo principal detiene la formación de nudos y, en consecuencia, su crecimiento en altura. Hasta ese momento las plantas han producido la mayor parte del crecimiento vegetativo, por lo que el tiempo de superposición del crecimiento vegetativo con el reproductivo es del orden del 20% del total del ciclo de vida de la planta. La mayor parte del crecimiento vegetativo entre la floración y la formación de las vainas ocurre sobre las ramas. La floración comienza en la parte media del tallo principal y en menos de una semana se extiende hasta el ápice y la base. El ramillete terminal de la planta generalmente presenta numerosas flores.

2)    Variedades con crecimiento indeterminado: Luego de iniciar la floración continúan la producción de nudos sobre el tallo principal y, en consecuencia, su altura puede ser considerablemente mayor en relación a las variedades de crecimiento determinado del mismo numero de días a floración (R2) y maduración (R8). El número de nudos producidos después de la floración puede ser el doble o más, dependiendo fundamentalmente del grupo de maduración de la variedad, la latitud y la fecha de siembra. Hacia el ápice, el tallo reduce su diámetro y el número de vainas por nudo.

Después de la floración el crecimiento vegetativo continúa por varias semanas, existiendo una superposición con el reproductivo del 40% o más, según las condiciones ambientales. En estas variedades la floración comienza en la porción inferior del tallo principal y progresa en forma ascendente a medida que se produce el alargamiento de los entrenudos superiores, pudiendo presentar vainas totalmente desarrolladas en los nudos basales y vainas recién formadas en el ápice.

Otra característica de las variedades con hábito de crecimiento indeterminado es que pueden existir muchos días de diferencia en el momento de formación de las vainas basales respecto de las apicales. A pesar de ello, todas alcanzan la madurez en el mismo momento, debido a que las semillas de los últimos frutos formados tienen tasas más altas de crecimiento.

3)    Variedades con crecimiento semideterminado, Estas variedades se caracterizan por formar, después de la floración, un número de nudos intermedio entre los de hábito de crecimiento determinado e indeterminado, presentando, al igual que los cultivares determinados, poseen un racimo terminal con numerosas flores.

Resistencia al acame

La resistencia al acame es una característica genética de las variedades, sin embargo, existe ciertas condiciones que pueden ocasionar que esta característica se vea más acentuada en variedades susceptibles, como ser: alta densidad de plantas, distancia reducida de los surcos, alta disponibilidad de nitrógeno, lluvias  y vientos intensos.

Resistencia a enfermedades e insectos

Contar con variedades resistentes o tolerantes a las principales enfermedades es uno de los principales desafíos, en el fitomejoramietno, ocupando la atención de los genetistas, mejoradores, fitopatólogos y entomólogos bolivianos de soya. Se citan la prospección y la transferencia de genes de resistencia a la roya asiática y al nematodo del quiste, orientado a eliminar o reducir riesgos de perjuicios potenciales que estas enfermedades pueden causar. Estas características son muy importantes al momento de la elección de una variedad, pues la misma influirá en nuestros costos de producción y rendimiento.

Ciclo a maduración

De acuerdo a la zona (Latitud) y época de siembra, un aspecto muy importante a considerar, es el ciclo a maduración de la variedad (ver cuadro 4 y 5). Para cada zona agroecológica, y según la latitud de la misma, existe un rango de grupos de maduración adaptados, que pueden comportarse como variedades de ciclo corto, medio y largo. En la actualidad la soya la podemos calificar en 13 grupos de maduración (000, 00, 0, I, II, III, IV, V, VI, VII, VIII, IX y X). Las variedades que pertenecen a un grupo de maduración más bajo (000, 00 y 0), se cultivan en latitudes muy altas, mientras que las variedades que pertenecen a grupos de maduración más altos (VIII, IX y X), se cultivan en latitudes bajas.

Para siembra de soya en áreas grandes, no es aconsejable el uso de una sola variedad, o el uso de dos variedades del mismo ciclo, para evitar los riesgos tanto de naturaleza climática o fitosanitaria; además de programar mejor las labores culturales y la cosecha. La elección de variedades de ciclo más corto que lo recomendados, puede ocasionar que no se logre el cierre de los surcos o no  se obtenga una altura adecuada, obteniendo por lo general rendimientos inferiores. Sin embargo, la elección de variedades de ciclo mas largo de lo recomendado puede retrasar el inicio de la fructificación, reduciendo la posibilidad de expresión de su potencial y aumentando los costos de control de plagas, malezas y enfermedades (IPNI 2009).

Para tener una mejor planificación desde siembra a cosecha, las variedades comerciales de soya utilizadas localmente, las cuales pertenecen principalmente a los grupos de maduración del IV al VIII, fueron clasificadas de acuerdo a su ciclo de maduración en: Precoces hasta 105 días; intermedias de 106 a 115 días y tardías mayores a 116 días, en función de las latitudes específicas de nuestra zona. En los cuadros 3a y 3b se observan las genealogías, características morfológicas, agronómicas y reacción a las principales enfermedades locales de las variedades liberadas a nivel comercial en Santa Cruz.

2. Uso de variedades de soya en Santa Cruz

Existe una diversa cantidad de variedades de soya que actualmente se usan el  departamento de Santa Cruz, sin embargo de este diverso grupo, La utilización de la tecnología RR (Roundup Ready) continúa creciendo entre los productores y viene también siendo el carácter de mayor oferta por las instituciones de investigación, a través de las nuevas variedades.

Figura 1. Superficies de siembras de Soya Convencional y Transgénicas, Invierno y Verano. Fuente: DTS-ANAPO

Los cuadros a seguir son inherentes a las variedades indicadas por las instituciones obtentoras, inscritas oficialmente en el Programa Nacional de Semillas. Sin embargo, algunas variedades no han sido adicionadas en los cuadros, debido a que no han sido presentados en las reuniones de soya o talleres técnicos para la elaboración del boletín técnico.

Cuadro 1.- Genealogía de las variedades convencionales de soya sembradas en Santa Cruz

VARIEDADES
GENEALOGÍA
Ocepar-9 Mutación natural en Paraná
Verónica SE9511/SE9507
AN02-Sayubu (FT-12) x (IAC-8)
AN05-Serere Tucunare x FT Cristalina RCH
AN06-Cardenal Engopa 308 x Ocepar 16
CAICO 101 RCT CAICO 101 x Doko
Choca
Mula
UIRAPURU BR83-9520-1 (2) X FT ESTRELLA
CONQUISTA Lo 75- 4484 X NUMBAIRA
CENTAURO MS/BR-39 (4) X EMBRAPA-20
BRS SAMBAIBA FT-5X(DORADO-1(4) X OCEPAR 9-551

Cuadro 2.- Genealogía de las variedades transgenicas de soya sembradas en Santa Cruz

VARIEDADES GENEALOGIA
CAOBA RG Selección en ST-100 RG
ASAÍ RG Selección en ST-100 RG
DM 5.8i S/D
DM 7.0i S/D
DM 8002 S/D
BMX Potencia S/D
Atenas (SE94-15/FTS89-48858)/)/FRG SM-03
Crisanta (FT-Cristalina RCH)/( EES97-04/FRG SM-03)
Ipanema (EES97-13/EES97-14)/SX99-220
Verónica Plus (SX-Verónica/SX99-220
AN07-Criolla BRM92-6600 x Soya 2002
AN09-Mestiza Beija Flor x Soya 2002
Valiosa S/D
Agro 1001 I S/D
CODETEC 219 S/D
CW-500 Selección en NINDERE
IGUAZU RG SELECCIÓN EN CW 500
SW-4874
Mula RG S/D
Choca RG S/D
LB-67 S/D
Ninderé S/D
FCZ 3002 RG [MSOY 8888] X [FMT PERDIZ]
FCZ 3003 RG [MSOY 8888 X (BRMST UIRAPURÚ X FT CRISTALINA RCH)]
FCZ 3004 RG BRSMT UIRAPURÚ X MSOY 8888
TORNADO RG MG/BR-46 Conquista X (E98-101 FMT TABARANA)
Munasqa S/D
Lealsem-BO 644 S/D
Lealsem-BO 607 S/D
Lealsem-BO 637 S/D

3. Época de siembra

Existe gran variabilidad entre las variedades con relación a la sensibilidad a la época de siembra y latitud. Esta característica es muy importante en los casos en que el productor necesite sembrar más temprano o más tarde.

Probablemente, ninguna práctica cultural aislada es más importante para la soya que la época de siembra. La época de siembra es definida por un conjunto de factores ambientales que articulan entre si e interactúan con la planta, promoviendo variaciones en el rendimiento y afectando otras características agronómicas. Las condiciones que más afectan el desarrollo de la soya son las que están asociados a las variaciones de los factores meteorológicos: temperatura, humedad del suelo y principalmente fotoperiodo.

Para cada zona se recomienda un período óptimo de siembra, que está determinado principalmente por la precipitación pluvial, humedad ambiental, temperatura y ciclo de la variedad a ser sembrada. La optimización de la mejor época de siembra debe necesariamente obedecer las recomendaciones técnicas por instituciones obtentoras de la variedad.

Las épocas de siembra deben ser respetadas debido a la alta virulencia de la roya asiática para disminuir el inóculo, periodos prolongados de época de siembra estará muy sujeto a la aparición de nuevas razas mutantes de roya asiática lo que hará en un mediano a largo plazo la inviabilidad de este cultivo. En este sentido, para las condiciones de verano las mejores épocas de siembra estará entre los meses de noviembre a diciembre, siendo la época optima del 10 de noviembre al 15 de diciembre. Sin embargo para las condiciones de invierno las mejores épocas de siembra debe ser los meses de junio a julio, siendo la óptima del 20 de junio al 20 de julio.

Cuadro 3. Épocas de siembra en función a la roya asiática y condiciones climáticas

Campaña de verano Campaña de invierno
Zona Este Zona Norte Zona Este Zona Norte
01 de noviembre al 20 de diciembre. La mejor época va del 10 de noviembre al 15 diciembre. 15 de noviembre al 20 de diciembre. 10 de junio al 20 de julio. La mejor época se considera del 20 de junio al 20 de julio. Para producción de semilla se sugiere ir a los inicios del rango. Las siembras iníciales deben tener manejo preventivo a curativo con fungicidas (menos inóculo para siembras posteriores). 10 de junio al 20 de julio. La mejor época se considera del 20 de junio al 20 de julio. Para la producción de semilla se sugiere ir a los inicios del rango con cualquier ciclo de la variedad, al final del rango evitar variedades intermedias a tardías. Las siembras iniciales deben tener manejo preventivo a curativo con fungicidas (menos inóculo para siembras posteriores).

4. Densidad de siembra

La elección de una densidad de siembra adecuada es una decisión importante para optimizar la productividad de un cultivo ya que, junto con la adecuación del espaciamiento entre hileras, permiten al productor la obtención de coberturas vegetales adecuadas previo a los momentos críticos para la determinación del rendimiento. La densidad de siembra óptima de cualquier cultivo es aquella que: a) Maximiza la intercepción de radiación fotosintéticamente activa durante el período crítico para la definición del rendimiento y b) permite alcanzar el índice de cosecha máximo.

Para lograr el potencial máximo de producción de las plantas es necesario que éstas, aparte de encontrarlas mejores condiciones posibles para su establecimiento y desarrollo, sufran el mínimo de competencia entre ellas. Una distribución equidistante y uniforme de las plantas sobre el surco y entre surcos, permitirá lograr mejores rendimientos, ya que no siempre los espacios más grandes dentro del surco son compensados por la ramificación y por ende esta situación favorece al desarrollo de malezas y disminuye los rendimientos del grano.

Para determinar la población ideal hay que tener en cuenta las condiciones edafoclimáticas de la zona, la variedad y la época de siembra (La semilla debe tener un mínimo de 80% de germinación)

En nuestro departamento, para siembra de verano, las poblaciones de plantas deben ser entre 200.000 –280.000 pl/ha. Mientras, que para las condiciones de invierno, la población debe ser 250.000 – 350.000 pl/ha, conforme se indica en los cuadros referentes a la población de plantas.

Por otro lado, es relevante mencionar que cada genotipo tiene su particularidad en población de plantas en función a sus características agronómicas, la época de siembra y las condiciones de clima y suelo del lugar donde puedan ser sembradas. En este sentido, se debe respetar las recomendaciones técnicas de las entidades obtentoras de variedades.

5. Panorama futuro de las variedades de soya

Uno de los factores más preocupantes, son los efectos de los cambios climáticos globales en el planeta, el cual tendrá mayores impactos en la agricultura. La temperatura promedio global del planeta viene aumentando en los últimos 120 años, alrededor de 0,6 a 0,7 ºC, con mayor proporción en los últimos 50 años. La ultima década presento los tres años mas calientes de los últimos 1000 años de la historia de la tierra, esto debido a las emisiones de gases del efecto estufa, principalmente dióxido de carbono, metano y oxido nitroso. En este sentido, la investigación y la generación de tecnologías debe estar orientado al desarrollo de variedades con tolerancia a altas temperaturas, tolerancia a la sequía, tolerancia a la salinidad y manejo adecuado de los suelos buscando aumentar la capacidad de conservar agua en el perfil del suelo. Apoyados firmemente en el uso de la biotecnología o ingeniería genética para lograr estos nuevos desafíos.

About these ads
 
Deja un comentario

Publicado por en marzo 15, 2011 en Semillas

 

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: